Entrevista a Anders Linde, secretario general de Metal Packaging Europe

“NINGÚN ENVASE METÁLICO DEBERÍA IR AL VERTEDERO”

En esta entrevista, Ander Linde, al frente del Metal Packaging Europe, nos explica los objetivos de esta nueva asociación, las claves para la sostenibilidad de los envases metálicos y el controvertido concepto de “contenido reciclado” en este sector.

1.-  Metal Packaging Europe es una asociación nueva de ámbito europeo. ¿Quién la ha creado y por qué?

Metal Packaging Europe ha sido creada por un grupo de altos ejecutivos para asumir el liderazgo en la cadena de los envases metálicos. Es una organización que agrupa a fabricantes de metales, productores de envases metálicos y cuatro asociaciones comerciales: APEAL, EAA, BCME, EMPAC.

Metal Packaging Europe tiene una estructura excepcional. En el plano horizontal cubre todos los sectores de envases metálicos rígidos (bebidas, alimentos, línea general y especialidad, cierres) y en el plano vertical ofrece el soporte de los dos metales principales, aluminio y acero. Esta sólida combinación representa una voz común para la industria y es una fuerza para conseguir una acción conjunta a lo largo de toda la cadena.

2. ¿Cuáles son los principales objetivos y cómo planea conseguirlos?

Producimos más de 100.000 millones de envases metálicos anualmente en toda la industria. Nuestro objetivo, en cuanto a la tasa de reciclaje en Europa, de conformidad con la legislación de la UE, está fijado actualmente en un 50%. Ya lo hemos superado y por eso consideramos que podemos y debemos aspirar a más.

Hemos investigado exhaustivamente esta cuestión y los beneficios económicos y ambientales son claros. Al conservar todos los envases metálicos en el ciclo de materiales se ahorra hasta un 95% de energía. La escalabilidad real es posible.

Gran parte de la infraestructura ya existe y sabemos qué debemos hacer para avanzar. Los consumidores suelen estar motivados para reciclar, porque creen que ejercen un papel positivo. Participamos en varios proyectos que ayudan a facilitar el reciclaje a los consumidores, tanto en el hogar como fuera. Y esto me lleva a nuestro segundo objetivo.  Creemos que es necesario sensibilizar sobre la gestión responsable de los materiales y educar a todas las partes interesadas para conseguir una mayor coherencia en la acción y el impacto en toda Europa.

En nuestra opinión, existe una confusión generalizada acerca de las propiedades de los distintos tipos de envases, materiales y recursos utilizados para producir envases y la acción que se requiere. Existe un peligro real y presente de que la política se establezca según principios no sostenibles que no tengan en cuenta los puntos fuertes inherentes de cada material y la gestión responsable de materiales y recursos.

Metal Packaging Europe dispone del conocimiento para, realmente, marcar la diferencia. Debemos ejercer nuestra función y difundir los beneficios del ciclo de materiales metálicos —y lo haremos— para que se entiendan bien y se aprovechen. Implicaremos en nuestra misión a los responsables políticos, minoristas, propietarios de marcas comerciales y consumidores para tomar las decisiones correctas para todos en el futuro.

3. ¿Cuáles son los mensajes clave que MPE quiere comunicar a la sociedad europea?

Hemos acordado una estrategia para utilizar nuestros recursos del modo más eficiente y responsable posible. Debido a la naturaleza permanente de nuestros materiales metálicos, entendemos que ningún envase metálico debería ir al vertedero. Nos esforzaremos por mantener todos los envases metálicos en el ciclo de material a material, y ya hemos puesto en marcha proyectos importantes para garantizar la disponibilidad del metal como recurso permanente.

Tenemos una tasa media de reciclaje en Europa del 70% para los envases metálicos (acero y aluminio) y nos hemos comprometido a incrementar dicho porcentaje hasta el 80% en 2020.

Nuestro público objetivo está claramente identificado. Interactuaremos con los responsables políticos y los principales miembros influyentes a nivel europeo y a los distintos niveles nacionales, así como con la cadena de suministro, nuestros clientes y minoristas.

Nuestro objetivo es convertir los envases metálicos en un valioso y reconocido contribuidor a la sostenibilidad en la política pública y a lo largo de toda la cadena de suministro.

Nuestro sector tiene una trayectoria establecida en la gestión sostenible de materiales. Una vez se extrae el material de la corteza terrestre y se ha refinado, la aplicación puede variar, pero la naturaleza permanente del material permite un uso sostenible infinito para nuevos productos y aplicaciones, que es lo que lo diferencia de otros materiales.


 

4. ¿Por qué cree que existía la necesidad de crear una nueva asociación paneuropea relativa a los envases metálicos? ¿Qué metales y envases están representados?

El metal es un material permanente con infinitas posibilidades de reciclaje. Esto no siempre se entiende bien y se aprecia. Nuestra ambición es ser una voz común para conseguir que se reconozca y se valore que los envases metálicos contribuyen a la sostenibilidad. Consideramos que la fuerza conjunta de los miembros de Metal Packaging Europe, una verdadera primicia en la industria del envasado, sentará una sólida base para atraer a los minoristas, los responsables políticos y los consumidores para que tomen las decisiones adecuadas para un futuro sostenible.

 

 

5. MPE fomenta una nueva clasificación de los materiales de envasado. ¿Nos lo puede explicar con más detalle?

Los metales son elementales, y como tales son permanentes. El concepto convencional en la política pública considera que la extracción de minerales metálicos supone el agotamiento de los recursos del planeta y, por eso, a veces compara los metales desfavorablemente con “recursos renovables”. Esta idea no tiene en cuenta el hecho de que los metales, una vez producidos, no se pierden. Sólo cambian de ubicación y aparecen en distintas formas.

Voy a explicarlo de otro modo. Los metales se transforman en envases u otras aplicaciones de productos. Cuando dichas aplicaciones de productos llegan al fin de su vida útil, el metal con el que se hicieron las aplicaciones del producto se puede reciclar y utilizar otra vez para confeccionar otra aplicación de un producto. Este ciclo se puede realizar un número infinito de veces y a la vez mantener las propiedades del metal. Esta es la naturaleza permanente del metal.

En cambio, otros materiales pasan por una o más espirales de reciclaje, pero al final llegan a un punto de eliminación definitiva y se depositan en un vertedero o se incineran para recuperar energía.

6. ¿Por qué no es adecuado aplicar el concepto “contenido reciclado” a los metales?

Tanto el aluminio como el acero han experimentado en los últimos cien años unas tasas de crecimiento espectaculares en sus principales mercados de usos finales, incluyendo el de los envases. En la práctica esto significa que la demanda de aluminio y acero siempre ha sido mayor que la disponibilidad de la chatarra, incluso en el caso de envases donde el metal tiene un ciclo de vida relativamente corto de sólo unas pocas semanas. Para otros mercados de usos finales como el transporte y el sector de la construcción, la vida útil de los productos metálicos aplicados suele ser de 10 o 50 años o más, respectivamente; es decir, que se necesita todavía más tiempo para que la chatarra vuelva a estar disponible para un nuevo ciclo de vida. De ahí que carezca de sentido preguntar qué cantidad de material reciclado o virgen contiene un producto metálico.

El valor intrínseco de los metales reciclados significa que los mercados de reciclaje de metales están optimizados. Crear flujos de materiales y mercados “artificiales” para satisfacer las entradas específicas de un producto determinado conlleva inevitablemente una asignación subóptima de recursos e incluso puede llevar a un aumento global —e innecesario— del transporte, debido a la reubicación de los flujos de material.

Para mejorar el resultado ambiental de los metales es mucho mejor aumentar la recogida y recuperación al final de la vida de un producto determinado que contenga metal. Así, pues, sería totalmente equivocado considerar que un contenido metálico reciclado relativamente bajo no es respetuoso con el medio ambiente. En lugar de eso, sería muy insostenible no hacer todos los esfuerzos para la recogida y clasificación de los metales usados para el siguiente ciclo del producto.

7. ¿Cuáles son las tasas de reciclaje de envases en Europa (hierro y aluminio)? ¿Cómo cree que se pueden aumentar?

Consulte la diapositiva adjunta sobre tasas de reciclaje.

Para aumentar las tasas de reciclaje, se deben mejorar  los sistemas de recogida existentes al promover la fracción metálica de la recogida selectiva (por ejemplo, Metal Matters) y las opciones como la recuperación de metales de las cenizas de incineradoras. También promoviendo e invirtiendo en actividades de recogida adicional centrándose en el consumo de latas fuera de casa, como el programa  “Every Can Counts”.

8. ¿Cómo puede contribuir el envase metálico a una sociedad sostenible? ¿Qué factores son importantes (p. ej., reciclar, reducir emisiones de CO2, etc.)?

Metal Packaging Europe tiene la firme estrategia de utilizar los recursos del planeta del modo más eficiente y responsable posible. Los metales son elementales; el aluminio y el acero, por lo tanto, son materiales permanentemente disponibles independientemente de sus múltiples usos posibles. Nuestra visión es que ningún envase metálico debería ir al vertedero. Esto significa que, conjuntamente con los principales actores en la cadena de recuperación, queremos mantener todos los envases metálicos en el ciclo de material a material. Esto es positivo, tanto económica como medioambientalmente, ya que el metal se puede reciclar un número infinito de veces, ahorrando energía y recursos, y no desaparece o se degrada. El reciclaje de metales también reduce considerablemente las emisiones de carbono.

Por eso, MPE busca el reconocimiento de los envases metálicos como un material permanente con infinitas posibilidades de reciclaje, que aporta valor a la sociedad de hoy en día y proporciona un recurso natural clave e ilimitado para las generaciones futuras. El uso del metal debería considerarse que es sostenible, sin agotar los recursos de la tierra.

9. ¿Podría decirnos si existen ideas erróneas sobre los envases metálicos y a qué se deben?

Conforme a los objetivos de la agenda para la eficiencia de los recursos, MPE intenta promover el verdadero reciclaje, así como una mejor comprensión de las características intrínsecas del metal, como material permanente con infinitas posibilidades de reciclaje en el ciclo de materiales. La definición del concepto de “material permanente” es

“los materiales disponibles permanentemente son aquellos para los que se intenta conservar, para su uso en la sociedad, la energía y las materias primas utilizadas en su producción al final de la vida del producto, ya sea mediante el reciclaje o la reutilización, sin pérdida de calidad, independientemente de las veces que el material se recicle.”

Los metales cumplen esta definición porque retienen sus propiedades básicas en todos los ciclos de reciclaje; es decir, los enlaces metálicos se reconstruyen como si fueran nuevos. No todos los materiales se comportan de este modo. La estructura molecular del plástico, por ejemplo, se degrada en cada ciclo de reciclaje, igual que la estructura celular del papel.

MPE busca el reconocimiento del concepto “material permanente” en la legislación de la UE, ya que es relevante para los objetivos de la UE y/o las estrategias de sostenibilidad a largo plazo. Así se corregiría la política actual que, por defecto, clasifica el metal como “no renovable”, lo cual es fundamentalmente incorrecto y lleva a decisiones erróneas en la cadena de suministro.

10. ¿Cuáles son los principales beneficios de usar el metal como material de envasado?

El metal proporciona una barrera absoluta y una protección total del producto envasado bajo todas las condiciones. Los envases metálicos permiten que los alimentos y las bebidas estén disponibles en cualquier parte del mundo, a pesar de las condiciones de distribución extremas. El envase metálico es práctico a la hora de utilizar y fácil de reciclar en los centros de reciclaje locales.

11. ¿Cuáles son las principales tendencias del mercado europeo de materiales de envasado y en qué posición están los metales?

Los envases metálicos tienen una posición estable en el envasado de alimentos. Las latas de bebidas han tenido un crecimiento constante en las últimas décadas y la sustitución de las botellas de cristal es una tendencia estable. (Para obtener más información consulte el informe de BCME.)

PERFIL

Anders Linde (anders.linde@aliaxion.com) nació en 1949 y se graduó en la Universidad de Lund (Suecia) en 1973. Tiene un máster en negocios, administración, marketing y comunicación, y un doctorado en tecnología del envasado. Es director ejecutivo de AliaXion AB, una empresa internacional de consultoría de gestión. También es director general de BCME (Fabricantes Europeos de Latas de Bebidas) y secretario general de Metal Packaging Europe. Anteriormente trabajó en Rexam Plc como director de Asuntos Ambientales Externos. Tiene una amplia experiencia en cuestiones relacionadas con el medio ambiente, relativas a los envases y la recuperación de envases, y en Rexam se encargaba de crear la política medioambiental y de la implementación del concepto de sostenibilidad dentro del grupo. Antes de incorporarse a Rexam, Anders Linde trabajó en marketing e innovación del producto en Nestlé y Åkerlund & Rausing, la empresa fundadora de Tetra Pak. Anders Linde es presidente de ISO TC122/SC4, ex presidente de EUROPEN e INCPEN y el Comité del Mercado Interno de EUROPEN, presidente del Comité para el reciclaje de materiales de envases usados de CEN, presidente del Comité de ACV para los envases del CEN.

DESTACADOS

– “El metal es un material permanente con infinitas posibilidades de reciclaje.”

– “Nos esforzaremos por mantener todos los envases metálicos en el ciclo de material a material.”

– “Nuestra ambición es ser una voz común para conseguir que se reconozca y se valore que los envases metálicos contribuyen a la sostenibilidad.”

– “El reciclaje de metales también reduce considerablemente las emisiones de carbono.”

– “El uso del metal debería considerarse que es sostenible, sin agotar los recursos de la tierra.”

Posted in Entrevistas, Noticias